Cuales son las apariencias de la casa Hipocresía: mundo de las falsas apariencias. 4. Temor, odio y envidia … De Bernarda Alba


3.1. Introducción:El tema central de la obra es el enfrentamiento entre una moral autoritaria, rígida y convencional, y el deseo de libertad también  hay otros motivos y temas secundarios:
La obra desarrolla, una apasionada historia amorosa, y censura la hipocresía y falsedad de los personajes, pero predomina el del enfrentamiento entre dos actitudes vitales y dos ideologías: la actitud que defiende una forma de vida dominada por las apariencias, las convenciones sociales, la moral tradicional basada en el autoritarismo; y la actitud que proclama por encima de todo la libertad del individuo para pensar, opinar y actuar.

3.2. El tema central. Los temas secundarios y motivos:Tema principal: el conflicto se produce por el choque de la moral autoritaria y el deseo de libertad. Una actitud defiende una forma de vida dominada por las apariencias, las convenciones sociales, la moral tradicional basada en el autoritarismo y la otra, una actitud que proclama por encima de todo la libertad del individuo.

El autoritarismo de Bernarda constituye una constante en su actitud y carácter, patente en todas sus decisiones y que repercute en todos los personajes, ya que impone un luto de 8 años, marca el comportamiento que han de tener su hijas con los hombres, ordena sin parar a sus criadas… en definitiva, todas las mujeres de la casa deben someterse a su disciplina.

Sin embargo, el deseo de libertad y el impulso amoroso de Adela son más fuertes que su temor a la autoridad materna. Pero el tiempo de su libertad es efímero. Con el suicidio de Adela se cierra para sus hermanas el camino a la libertad.

·

Temas secundarios

-El amor sensual y búsqueda del varón: El drama de estas mujeres se concentra en la ausencia de amor en sus vidas y el temor a permanecer solteras. El dominio de la madre impide cualquier posibilidad amorosa. Bernarda prohibirá la entrada de hombres en la casa y Mª Josefa será quien denuncie el sufrimiento de las muchachas. La irrupción de Pepe El Romano, desencadenará las pasiones de estas solteras. Bernarda acepta la propuesta de Pepe El Romano que quiere casarse por dinero con Angustias, la hija mayor y heredera. Se produce entonces el conflicto:

1.Angustias sueña con su boda.2.Martirio se enamora de Pepe y quiere atraerlo.3.Adela también se enamora y llega a mantener relaciones con él.

La presencia del hombre y de la pasión amorosa en la obra se da por dos caminos diferentes: por referencias y alusiones y por vivencias de los personajes.

-Vivencias del amor sensual: El abanico de flores rojas y verdes de Adela simboliza el amor y la pasión. Adela pasa de los deseos a los hechos. Poncia intenta advertirla, pero Adela arde en pasión amorosa y define la pasión como “un fuego que la quema”.En el tercer acto se insiste en la pasión de Adela aludiendo al caballo semental, símbolo de la pasión erótica. Al ser descubierta en el corral se enfrenta con su hermana Martirio.

Martirio también se ha enamorado de Pepe El Romano. Su pasión amorosa es secreta y despierta en ella celos y envidia. Desde el funeral, Angustias va al encuentro de los hombres, actitud que provocará la cólera de su madre.En el 2º y 3er acto, cuenta cómo Pepe El Romano mantiene con ella una actitud fría e indiferente. Amelía y Magdalena apenas tienen ocasión de expresar sus sentimientos.

-La hipocresía. El mundo de las falsas apariencias: La preocupación por la opinión ajena, el temor a la murmuración, el deseo de aparentar lo que no es. La hipocresía. Esta preocupación se manifiesta en la obsesión de Bernarda por la limpieza. Por miedo a los comentarios incluso oculta a su madre y no le permite salir para que no vean su locura. Las hijas se quejan de que sus vidas están condicionadas por la opinión ajena. La hipocresía será un rasgo carácterístico de Martirio y Bernarda. Pone de manifiesto su falsedad.

-El odio y la envidia:  Las relaciones humanas en la casa están marcadas por el odio y la envida. Bernarda se convierte en objeto de odio de sus criadas y de los vecinos. Angustias es odiada y envidiada por sus hermanas. Estos mismos sentimientos llevan a Martirio a acusar a su hermana Adela. Las hijas, al no tener libertad, alimentan su odio y envidia. El odio de las criadas por la desigualdad e injusticia social.

-La injusticia social:
Lorca denuncia en esta obra la injusticia y las diferencias sociales de la sociedad de su época; el orgullo de clase y la crueldad en las relaciones sociales. La desigualdad económica afecta incluso a las hijas de Bernarda. La crítica social predomina en el 1er acto, cuando el autor está presentando el ambiente.


La marginación de la mujer

 Denunciar la marginación de la mujer en la sociedad de su época fue la intención de Lorca. Enfrenta 2 modelos de comportamiento:

1.El que está basado en una moral relajada (como Paca la Roseta, la prostituta…)2.El basado en la concepción de la decencia (impuesto por Bernarda a sus hijas)

Las mujeres del primer grupo son libres, pero condenadas moral y físicamente por el pueblo.

El comportamiento basado en la honra y decencia implica sumisión a las normas sociales.

Mientras que al hombre le está permitido mantener relaciones extramatrimoniales, a la mujer le está prohibida cualquier inclinación e impulso amoroso. A ella se le impone la sumisión familiar.

-La honra: Ligado al tema de las apariencias. Exige un comportamiento público inmaculado.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>